30 X 3 – UNA ORACIÓN EFECTIVA
July 27, 2018
ARGENTINA DIJO: ¡NO AL ABORTO!
August 8, 2018

CELEBREMOS EL AMOR QUE NOS ALCANZÓ

¿Qué hombre de vosotros, teniendo cien ovejas, si pierde una de ellas, no deja las noventa y nueve en el desierto, y va tras la que se perdió, hasta encontrarla? Y cuando la encuentra, la pone sobre sus hombros gozoso; y al llegar a casa, reúne a sus amigos y vecinos, diciéndoles: Gozaos conmigo, porque he encontrado mi oveja que se había perdido.  Lucas 15:4-5

Julio ha sido un mes de nacer al poder del amor. Habernos dispuesto como liderazgo a sumergirnos en una genuina intercesión a través de la estrategia 30X3, sin duda fue la mejor manera para conectarnos con el corazón del Padre. Pero no se trató solamente de orar por un listado de peticiones, el objetivo trascendió mucho más allá, consistía en alinearnos con el sentir de Dios y Su deseo ardiente de llevar salvación y vida a aquellos que se encuentran perdidos en sus pecados, permitiéndole por supuesto, usar nuestras vidas para cumplir esta apasionante misión, siendo embajadores de Su increíble amor.

Es por esto que, como cierre de esta hermosa campaña, la iglesia se prepara para celebrar con una gran pesca el poder restaurador que hay en el amor del Buen Pastor. La Palabra, en el libro de Lucas capítulo 15, nos muestra la conexión que hubo entre un pastor y una oveja de su rebaño, que al salir de la cobertura y perderse, despierta en su protector la resolución de dejar las otras y emprender su búsqueda, movido por el celo de recuperar lo que le pertenecía. No importó el tiempo, las circunstancias ni las condiciones, esa oveja era tan suya como la multitud que había quedado en el redil ¡era su oveja!

Esta parábola nos habla en esencia del amor que emana del corazón del Pastor de pastores, Jesús. Él dio Su vida como pago por nuestro rescate y Su sangre derramada aún tiene el poder de desatar sanidad, restauración, salvación, perdón de pecados y una nueva vida para todo aquel que le recibe como Señor.

Esta es la oportunidad para mirar a nuestro alrededor y buscar aquellas ovejas necesitadas del verdadero amor, personas cautivas en sus sentimientos de temor, frustración y derrota, personas que sin esperanza, se alejan cada vez más del Padre celestial. Es la oportunidad de ir y hallar aquellos que se encuentran heridos, aquellos que abandonaron su llamado y su herencia, pensando que podían vivir igual sin Dios, y traerlas a casa.

La cita será el 4 y 5 de agosto, en el Centro de Convenciones G12 durante las reuniones familiares. Será un increíble tiempo para disfrutar juntos en la presencia de nuestro buen Dios, celebrando que Su amor nos alcanzó.